Forbes Uruguay
Branson y Casal
Lifestyle

Así fue la experiencia del uruguayo Maximiliano Casal en la isla del millonario Richard Branson

Irene Núñez Coordinadora en Forbes Uruguay

Share

Durante cinco días el cofundador del unicornio Nowports compartió jornadas de actividades, deporte y talleres con el empresario dueño de la marca Virgin. En diálogo con Forbes Uruguay habló de su viaje.

21 Diciembre de 2022 18.23

Pasar unos días en las instalaciones de la isla Necker no es para cualquiera. Mucho menos si los invitados son fundadores y dueños de importantes empresas de todo el mundo y el anfitrión es el mismísimo sir Richard Branson, conocido empresario multimillonario, dueño de la marca Virgin y propietario de todo el terreno que abarca 300.000 m². 

Para poder estar en un “founder retreat” es necesario primero recibir una invitación, luego pasar por un proceso de selección y finalmente asistir a una entrevista en la que se evalúa que la persona elegida cumpla con el perfil adecuado para poder participar.

El uruguayo Maximiliano Casal, cofundador de Nowports, fue uno de los que este año superó todas las etapas, luego de que el fundador de dLocal, Sergio Fogel, le recomendara participar del retiro al que él ya había asistido en 2019. “Así fue como llegué a la isla”, contó el empresario a Forbes Uruguay.

Su empresa, que fue fundada a finales de 2018 junto al mexicano Alfonso de los Ríos, digitaliza procesos de importación y exportación y cuenta con oficinas en Chile, México, Colombia, Uruguay, Perú, Brasil, Panamá y Estados Unidos. Este año se convirtió en el nuevo unicornio latinoamericano tras concretar una ronda de inversión Serie C donde levantó US$ 150 millones.

Isla Necker. Foto: Maximiliano Casal.
Isla Necker. Foto: Maximiliano Casal.

Una forma poco ortodoxa

Lejos de estar en una sala de conferencias, con trajes y un proyector, los cinco días que Casal estuvo en isla Necker fueron muy diferentes. Si bien el objetivo del retiro era generar vínculos, aprender y hacer networking, la forma para lograrlo no fue la tradicional. Y en eso, aseguró el joven empresario, está la marca personal de Branson. 

“Es una persona poco ortodoxa en cómo le gusta hacer negocios y conocer a las personas; para él la mejor forma es haciendo deporte o haciendo actividades fuera de un espacio de oficina más tradicional”, contó. 

Eso fue, de hecho, lo que más lo sorprendió de su experiencia en el retiro. “Lo que más llama la atención es cómo una persona que tiene tanto éxito rompe tanto las reglas y los estándares. Por ejemplo, tiene una broma que como odia las corbatas, siempre que ve a alguien con una se la corta”, relató.

De todas maneras, indicó Casal, esto no le impide al magnate usar ese ambiente distendido para hacer grandes negocios y los números de sus empresas lo confirman. “Rompe los paradigmas que tenemos y con todo eso que pensamos de que las personas exitosas solo logran serlo si siguen las reglas”, expresó. 

Dobles inolvidables

Si bien las jornadas de cada día variaban, en general durante los cinco días que el uruguayo estuvo en las instalaciones se mantenía una rutina.

De mañana bien temprano, aproximadamente a las 06:00 am, los cerca de 40 invitados se levantaban a realizar algún deporte. Luego, asistían a diferentes charlas con los principales líderes de Virgin respecto a las distintas unidades de negocio. El resto del día, después del almuerzo, era libre.

Richard Branson junto a una líder de Virgin. Foto: Gentileza.
Richard Branson junto a una líder de Virgin. Foto: Gentileza.

“Una de las mañanas me levanté, fui a jugar tenis y justo estaba Richard Branson ahí. Jugamos dobles y ganamos el partido. Aunque todos los días podías hablar con él porque estaba siempre con nosotros, fue en ese momento cuando tuve un mayor intercambio”, relató.

“Él ya conocía Uruguay, Punta del Este, sabía que la mejor época para venir es diciembre o enero. Incluso estuvimos hablando de cómo Uruguay es un outsider en la estabilidad política, económica y social en la región y que hay una proyección grande a futuro”, indicó.

Fijar un propósito y perseguirlo

Si bien el cofundador de Nowports sabe que su empresa ha tenido un crecimiento meteórico desde que fue creada hace cuatro años hasta ahora, también sabe que todavía es mucho el camino que le queda por recorrer si quiere tener una compañía tan exitosa como Virgin, compuesta por más de 400 empresas con 55 unidades de negocio.

De todas maneras, encuentra un punto de coincidencia entre él y sir Branson: “Él siempre supo hacia dónde quería ir y en eso me siento identificado. Sé cuál es mi propósito y lo que quiero lograr”, expresó Casal, y aseguró que si bien nunca imaginó pasar cinco días en una isla rodeado de personas tan talentosas, sí tenía claro que el camino que quería recorrer lo iba a llevar a tener ese tipo de experiencias.

Isla Necker. Foto: Flickr.
Isla Necker. Foto: Flickr.

“La realidad es que hay muchas oportunidades y si cada uno de los fundadores tienen claro el propósito van a poder lograr grandes cosas. Hay que animarse a ir por más, estar en Uruguay, aunque es un país pequeño, hoy en día no es una limitante. Tenemos todas las herramientas para poder salir, competir y lograr grandes cosas a nivel mundial”, reflexionó el cofundador de Nowports.

loading next article
10